MILLONARIA INYECCIÓN DE RECURSOS DE INDAP EN APOYO A MICROPRODUCTORES FRENTE A SEQUÍA Y PANDEMIA

21

Con la entrega de más de $ 6.732 millones, INDAP ha puesto en marcha un plan de ayuda
dirigido a más de 46.800 pequeños agricultores a lo largo del país, para que puedan
enfrentar de mejor manera la emergencia generada por la sequía y la pandemia del Covid-

  1. Los recursos han sido distribuidos a través del Fondo de Operación Anual (FOA) con que
    este servicio del agro apoya a los productores agrícolas que forman parte del Programa de
    Desarrollo Local (Prodesal), implementado en 258 comunas rurales del país por medio de
    convenios con 254 municipalidades, una universidad y tres agentes privados.
    Al 31 de mayo pasado se han distribuido $ 3.800 millones, equivalentes al 57,5% del total de
    los recursos. En promedio, cada productor recibirá un aporte de $115.000 que serán
    destinados a la adquisición de productos e insumos como alimento para ganado y abejas,
    fertilizantes, compost y sustratos. También se considera la compra de implementos de riego
    (cintas, polietileno), material para cercos, estanques acumuladores de agua y diverso tipo de
    herramientas. Equipos para la aplicación de agroquímicos, materia prima para la producción
    de artesanía e implementación para emprendimientos de turismo rural, son otros de los fines
    que tendrán estos recursos. Existen más de $ 1.035 millones comprometidos para una pronta
    entrega.
    El director nacional de INDAP, Carlos Recondo destacó que el Prodesal es uno de los
    programas más importantes de nuestro servicio: reúne a 68 mil pequeños agricultores a lo
    largo del país y, entre otros apoyos, considera la entrega de capital de trabajo,
    particularmente a microproductores. “Son más de 6.700 millones de pesos para que
    productores agrícolas puedan enfrentar los procesos productivos que en esta época les
    significan importantes gastos; son recursos que invierten en alimento para ganado, alimento
    para abejas, fertilizantes, compost, materiales e insumos para mejorar el nivel productivo de
    sus procesos”, detalló.
    “Lo que estamos haciendo es anticipar la entrega de los recursos del programa para que
    puedan enfrentar de mejor manera las dificultades que han tenido producto de las
    restricciones que significan la crisis sanitaria y la situación económica que está viviendo el
    país. Estamos una entregando una gran ayuda dadas las circunstancias que estamos
    viviendo”, señaló Carlos Recondo.
    En consideración a la pandemia y a la crisis sanitaria que enfrentamos, la distribución de
    estos recursos se ha hecho preferentemente por medio de transferencias bancarias para
    evitar que los pequeños agricultores se expongan a eventuales contagios; en menor medida
    se han entregados cheques en las oficinas de INDAP, además de la compra directa de
    insumos y productos como alimento para ganado por parte de los profesionales del Prodesal.
    Estos recursos están dirigidos a quienes INDAP ha definido como microproductores:
    pequeños agricultores asistidos por medio del Prodesal que principalmente producen para su
    autoconsumo, con un capital de trabajo e inversión limitado e integran sistemas económicos
    frágiles que limitan el potencial de sus unidades productivas. De acuerdo a esta