Zaldívar convoca una reunión extraordinaria del Consejo Superior Laboral y participan la CPC, la CUT y la Conapyme

37

En la cita, que se extendió por más de una hora, se fijó un plazo de dos semanas para entregar propuestas al Ministerio del Trabajo con el objetivo de paliar los problemas que están pasando los trabajadores del país.

Fue el pasado miércoles 27 de mayo cuando el Centro de Microdatos de la U. de Chile informó que la tasa de desempleo en el Gran Santiago se disparó hasta un histórico 15,6% durante el mes de marzo, lo que gatilló la preocupación de diversos sectores debido al fuerte golpe del covid-19 sobre los trabajadores del país. En ese contexto, la Central Unitaria de Trabajadores (CUT) deslizó la intención de realizar una mesa tripartita entre trabajadores, Gobierno y empresarios para abordar esta problématica, llamado que se intensificó luego de conocer la tasa de desocupación nacional de 9% dada por el Instituto Nacional de Estadísticas (INE) correspondiente al trimestre móvil febrero-abril.

Así, desde el Ejecutivo acogieron aquello, y hoy a las 15:00 hora se llevó a cabo una reunión extraordinaria del Consejo Superior Laboral convocada por la ministra del Trabajo, María José Zaldívar, y la cual se concretó por videoconferencia, extendiéndose por cerca de 1 hora y 15 minutos. De la cita, además de Zaldívar, participaron el subsecretario del Trabajo, Fernando Arab, la presidenta de la instancia, Cecilia Sánchez, y sus integrantes Fernando Alvear, de la Confederación para la Producción y el Comerio (CPC), Bábara Figueroa, Norberto Díaz y José Sandoval, en representación de la CUT, y Andrea Tokman, Luis Lizama y Juan Araya por parte de Conapyme, Desde el Ministerio del Trabajo señalaron que durante el encuentro hubo consenso de que la Ley de Protección del Empleo ha sido una buena herramienta para ayudar a los trabajadores. Además de que Zaldívar manifestó la preocupación del Gobierno para poder avanzar en ayuda a los sectores de trabajadores que, por distintas circunstancias, no pueden acceder al beneficio. Luego de que todos los actores de la mesa dieran cuenta de sus puntos de vista, se fijó un plazo de dos semanas para poder entregar ropuestas concretas a la ministra. Para que dándole forma a aquello, habrá una nueva reunión el próximo viernes, en donde además estará invitada la Organización Internacional del Trabajo (OIT). También se llevarán a cabo otros encuentros durante la próxima semana. La ministra solicitó un debate “limpio” y se manifestó abierta a recibir todas las ideas y discutirlas con altura de mira y así alcanzar consensos.